21.10.04

no todo el cine es hollywood...

Siempre que estoy en Dinamarca, sobre todo en las últimas visitas, el cine tiene un gran protagonismo.
Qué le vamos a hacer!, en Silkeborg no hay muchas cosas que hacer, la verdad... así que las visitas al blockbuster son obligadas.
Pero eso es bueno... bueno si las pelis elegidas valen la pena... y esta vez hemos acertado ejerciendo un común denominador: cine "no-hollywood"!
Dos películas hemos visto en casa... (bueno, tres, pero una de ellas, noruega, no merece ser recordada) Ciudad de Dios ("Cidade de Deus") y Lilja 4-ever.
Son películas que tocan temas duros y crudos, nos cuentan realidades de otros mundos que a veces nos resultan muy lejanos, pero que están ahí mismo...
Cidade de Deus es la historia de una favela de Rio de Janeiro, a partir de un joven que escapa de tanta violencia siendo fotógrafo. Ambientada desde final de los 60 a principios de los 80, la película no tiene desperdicio... Sí, hay violencia, pero nada es gratuito. Seguramente todo lo que se cuenta se vea superado por la realidad... te dá que pensar. Le recomiendo a todo el mundo que la vea, que ya está en DVD (y en canal plus)... las críticas son inmejorables, y yo las corroboro.
Ah!, y para os meus colegas das aulas de português... se vão ver o filme na lengua de Camões, não se esquecam das legendas... Uffff!, vi la peli en "ese" portugués de la calle, brasileño y con subtítulos en danés... y no me enteraba de nadaaa!!
Al día siguiente, vimos "Lilja for ever". Coproducción ruso-sueca. Ganadora al mejor largometraje en el festival de Gijón del 2002, cuenta la historia de una chavala de 16 años que malvive en alguna triste ciudad de la ex-URSS. Su madre la abandona y acaba viviendo sola sin luz ni calefacción... prostituyendose esporádicamente para sobrevivir. Un día, conoce a alguien que le dá esperanzas en una vida mejor, prometiéndole un trabajo en Suecia...
La película nos abre los ojos. Cuenta realmente cómo esas jovencitas rusas acaban siendo prostitutas cautivas en algún país de Europa (leáse Suecia, léase España...) y sí, es dura, es triste... pero es realidad. Otra película que recomiendo ver, aunque esta sea más difícil de conseguir...
Y anoche, pasamos la tarde en Århus. Es la ciudad más grande de Jutlandia y la segunda de Dinamarca... a sólo 40 kilómetros de Silkeborg, te dá la oportunidad de hacer algo más que aquí... más tiendas, más cines, más gente, más vida...
Unas compras de ropa y zapatos (obvio, que iba con mi novia) fué el previo al cine: Diarios de motocicleta fué la elegida.
Tercera película que recomendar en este post. Y es que está producida entre otros por la misma persona que hizo "Cidade de Deus", y claro, si hay calidad en una, debe haberla en la otra.
Diarios de motocicleta cuenta la historia de dos jovenes argentinos. Ernesto Guevara y Alberto Granado, que en 1952 inician un memorable viaje desde Buenos Aires hasta Caracas (más de 10.000 km) en una moto... moto que no puede llegar hasta Venezuela, eso sí...
Y sí. Ernesto es el Che Guevara. Pero la película no es la historia del Che, ni es partidista... es otra cosa. Aunque también es cierto que a lo largo de este viaje, a Ernesto, de 23 años, le pasan cosas que van moldeando su interior y su visión de las cosas... es el inicio de la conciencia social que transfomarán a Ernesto en el Che... en el mito y la leyenda que hoy es.
Dos horas de magnífica fotografía, de belleza latinoamericana, de historias de buena gente, sencilla... de la épica de un viaje así, con un punto de locura. De anécdotas, de vivencias, de diferentes personajes pero de una sola raza, la mestiza latinoamericana. Con la que soñaba el Che.
De como dos jovenes con ganas de aventura transforman su manera de ver las cosas y de comportarse a lo largo de este viaje... de la diversión al compromiso social. Del bar de Buenos Aires riéndose del vecino de la mesa de al lado a la leprosería de San Pablo, en Venezuela, dónde defitivamente Ernesto es ya menos Ernesto para ser más Che Guevara.
Deliciosa película por todo que no debéis perderse. No os perdáis al personaje "secundario", el que hace de Alberto Granado, que es incluso mejor que el que hace Gabriel García Bernal... Ya me lo dijo Peter, que fué el que me animó a ver esta peli en su día.
Así que sí: no todo el cine es hollywood...

1 comentarios:

Blogger El Vikingo Holandes dijo...

Finally you've seen the movie!!! Hahaha, it's been a while since I have been pushing you ;)
Good to see you again!

nos vemos pronto otra vez...

1:49 p. m.  

Publicar un comentario

<< inicio